Proy7971

LA LEGISLATURA DE LA PROVINCIA DEL NEUQUÉN
SANCIONA CON FUERZA DE
LEY:

Artículo 1° Créase por la presente el PROGRAMA PARA EL CRECIMIENTO DE LA PRODUCCIÓN DEL GANADO BOVINO Y DE LA INDUSTRIA CÁRNICA EN LA PROVINCIA DEL NEUQUEN destinado a incentivar e incrementar la producción ganadera bovina y su industrialización a través de la asignación de recursos diferenciales, según los esfuerzos y resultados en términos de productividad de cada productor.

Artículo 2° El Programa que se crea tiene como objetivo profundizar nuevos incentivos que favorezcan la producción bovina en la Provincia a fin lograr en el mediano plazo el abastecimiento del mercado interno provincial, precios competitivos y alentar su potencial exportador.

Artículo 3° Para la asignación de los recursos que se mencionan en el artículo 1°, el Instituto Autárquico de Desarrollo Productivo (IADEP) sumará al FONDO ROTATORIO DE INCENTIVO PARA LA PRODUCCIÓN GANADERA creado por el Decreto Reglamentario 2378/12 de la Ley 2768, el 30% de los recursos que le correspondan en los Presupuestos 2013 y 2014.

Artículo 4° Los productores que por Declaración Jurada manifiesten su intención de retener vientres y mantener la recría de terneros hembras por dos años o acrediten inversiones en genética, podrán acceder a Aportes No Reintegrables (ANR) de hasta el 20% de los costos que insuma cada línea de acción. El otorgamiento de este beneficio implica la prohibición de venta, fuera de la barrera sanitaria, de los bovinos incluidos en la declaración jurada, por el plazo de dos (2) años.

Artículo 5° Los productores que críen vacunos mediante engorde intensivo de ganado a corral o feedlot y vendan los mismos, en pie o faenados, para ser industrializados o consumidos en otras provincias, fuera de la barrera sanitaria, pagarán el Impuesto a los Ingresos Brutos, con la alícuota que determina el artículo 5° de la Ley 2837 y una tasa de control bromatológico del 5% de valor de la venta.

Artículo 6° El Ministerio de Desarrollo Social será la autoridad de aplicación de la presente Ley, quien informará semestralmente a la Honorable Legislatura el listado completo de los productores beneficiarios, cantidad de cabezas de ganado existente al momento de cada informe, destino de las mismas.

Artículo 7° Comuníquese al Poder Ejecutivo.

FUNDAMENTOS

La reciente decisión del Gobierno nacional sobre la barrera sanitaria, corriendo la misma hasta el río Colorado ha puesto en debate si tal hecho es conveniente o no para nuestra Provincia.
El corrimiento de la barrera sanitaria no debe constituir un castigo, sino una oportunidad, en la que todos los actores de la producción y la industria cárnica de la Provincia asuman el desafío de “lograr en el mediano plazo el abastecimiento del mercado interno provincial, precios competitivos y alentar su potencial exportador”. (Art. 2º del presente Proyecto).
En primer lugar la medida en cuestión genera diversas expectativas en los productores ganaderos, no solo neuquinos, sino también de la vecina Río Negro, pero lamentablemente, también abre posibilidades para la especulación generando alzas de precios y faltantes de carne, que no siempre tienen fundamentos.
En segundo lugar, a lo largo de los años en los que imperó la barrera sanitaria, el Estado provincial realizó esfuerzos a través de programas e incentivos financieros para estimular el afianzamiento y desarrollo de la actividad ganadera, a la vez que el Estado nacional ponía en marcha el Plan Nacional de Erradicación de Fiebre Aftosa en el 2001 y ratificado en el 2004, por lo tanto a ampliación del Área Libre de Fiebre Aftosa sin vacunación es el resultado lógico, tras lograr en el 2007 la incorporación del sur de Río Negro e interior de Neuquén. El paso siguiente es el que se ha dado con la anexión de la zona ubicada entre los ríos Negro y Colorado de la Provincia de Río Negro, más el Departamento Confluencia de la Provincia del Neuquén, unificando toda la región al sur de los ríos Barrancas y Colorado.
No caben dudas sobre el beneficio para la región, pues su economía, debe articular sus recursos no renovables con la producción agropecuaria y del turismo. La ganadería diferenciada como la nuestra, podrá más y mejores posibilidades comerciales, obligando a generar mayores volúmenes en términos de producción, integrándose con la agricultura, con las áreas bajo riego y con la industria frigorífica, y redundará en una alternativa real y concreta para producir riqueza y trabajo genuino y sostenible.
Neuquén debe redoblar esfuerzos en ese sentido convalidando y aumentando los resultados positivos logrados hasta el momento, continuando, desde el Estado, alentando a la actividad del sector, como se ha venido haciendo desde el 2001 con los Programas de incentivo a la producción ganadera neuquina creados por Ley 2367 y Ley 2481 que otorgaron $18.000.000 a 4.050 beneficiarios entre 2001 y 2006 y se estimó para el ciclo productivo 2007-2009 destinar $15.000.000.
Se ha incorporado al territorio provincial entre 2003 y 2006 una superficie de 1.000 nuevas hectáreas de alfalfa y 40 nuevas hectáreas de pasturas consociadas.
En mayo de 2007 el oeste de la Provincia del Neuquén y el sur de la Provincia de Río Negro obtuvieron el reconocimiento de la Organización Mundial de la Sanidad Animal (OIE) como zonas libre de aftosa sin vacunación, condición que aumenta el valor del ganado ovino y bovino y abre posibilidades exportables hacia terceros mercados.
La Provincia del Neuquén cuenta en la actualidad con más de 200.000 bovinos en más de 1.300 establecimientos ganaderos. La faena de bovinos en la Provincia del Neuquén ha aumentado casi un 400% desde el año 2001, impulsada por el crecimiento natural del mercado y las políticas públicas de incentivos provinciales. Como principales instrumentos de políticas públicas, orientado al sector ganadero, fueron los Incentivos Ganaderos I y II Etapa, que permitieron asegurar al productor una estructura de financiamiento indirecta a través del subsidio otorgado. Con la Ley 2768 se inició la tercera etapa del Programa de Incentivo Ganadero.
Debido al actual estatus sanitario de la Provincia, zona libre de aftosa sin vacunación, en la mayor parte del territorio, la ganadería bovina se presenta como una muy importante actividad de cara al futuro, sobre todo con vistas al consumo de carne dentro de la Provincia y a la exportación a países del circuito no aftósico (Unión Europea, EE.UU, Japón, entre otros y el más cercano Chile).
La oportunidad del momento actual requiere entonces, generar las condiciones necesarias para aumentar la producción de carne vacuna en la Provincia, que podría constituirse en uno de los pilares de la transformación económica regional. El desplazamiento de la frontera agrícola ganadera representa una oportunidad para la Provincia debido a sus importantes extensiones de tierra y la abundante disponibilidad del recurso hídrico.
El presente Proyecto se inspira en la convicción de que los esfuerzos aunados del sector privado y la fuerte presencia del Estado, creando herramientas para estimular e incentivar el desarrollo ganadero en la Provincia, son el camino hacia el autoabastecimiento, crecimiento y desarrollo sustentable de variables productivas alternativas a los recursos no renovables. La ganadería bovina está llamada a convertirse en el puntal de una genuina reconversión productiva en la Provincia.
En esa línea de pensamiento, este Proyecto profundiza líneas de acción a cargo del Estado, específicas para el crecimiento del ganado bovino con el objeto de lograr el autoabastecimiento del mercado interno provincial, niveles de precios similares a los del resto del país y generar excedentes exportables a distintos mercados.

Fdo.) BAUM, Daniel – ESQUIVEL CALIVA, Fernanda Gabriela -Bloque Unión Popular (UNPO)-.